Inspiration by botanicaxu.jpg

Coalición de monarcas

From La Coppermind
Jump to navigation Jump to search

La Coppermind tiene spoilers de todos los trabajos publicados de Brandon, incluyendo El Hombre Iluminado. La información sobre libros que aún no se han publicado (como El archivo de las tormentas 5) está permitida sólo en las páginas de los propios libros. Para ver una visión anterior de la wiki sin spoilers de uno de estos libros, ve a nuestra Máquina del Tiempo

Este artículo está en proceso de traducción. Por favor, sigan circulando.
Coalición de monarcas
Fundador Dalinar Kholin
Líderes Dalinar Kholin, Navani Kholin, Jasnah Kholin, Fen Rnamdi, Yanagawn, Taravangian (originalmente)
Cuartel General Urithiru
Era Verdadera Desolación
Mundo de origen Roshar
Universo Cosmere

En otros tiempos, una coalición unida de fuerzas alezi, veden, thayleñas y azishianas habría sido lo más increíble que ocurría en generaciones enteras. Lo triste era que solo había sido posible en respuesta a mayores maravillas… y amenazas.

La coalición de monarcas[2] es una coalición de varias naciones de Roshar dedicadas a enfrentarse a las fuerzas de Odium en la Verdadera Desolación. Fundada por Dalinar Kholin tras la batalla de Narak, actualmente consiste en Urithiru, Alezkar, Thaylenah, Azir y sus estados miembros, y Herdaz, aunque Alezkar y Herdaz están ocupadas por los Fusionados. Antes de la traición de Taravangian, también incluye Jah Keved y Kharbranth.[1][3]

Los principales conflictos militares de la coalición incluyen la batalla de la Explanada Thayleña y una ofensiva con la que recuperaron Emul del ejército de Odium.[4][5] Sumarina controla con éxito los mares del sur de Roshar.[6] La coalición también envía una misión diplomática a Integridad Duradera para tratar con los honorspren y consigue recuperar Urithiru después de que esta fuera ocupada por los Fusionados.[1][7] Dalinar hace un acuerdo vinculante como representante de la coalición sobre resolver el conflicto con Odium a través de un duelo de campeones en Urithiru en el décimo día del mes Palah, 1175.[8]

Historia

Fundación (1174)

Es que es inmenso, hijo. ¿Cómo voy a unificar todo Roshar si ni siquiera he visitado muchos de estos reinos?

—Dalinar a Renarin[9]

Dalinar Kholin se inspiró para crear la coalición tras la batalla de Narak cuando volvía a ver una de las visiones de Honor con el Padre Tormenta. Tras ver una enorme figura bañada en luz dorada con nueve sombras, a Dalinar lo inundó la sensación de necesitar unir a las naciones de Roshar.[10] Desde su nuevo hogar en Urithiru, Dalinar discutió con su familia sobre cómo acercarse a las otras naciones. Él y Shallan formaron un mapa tridimensional de luz tormentosa por primera vez, lo que le dio a Dalinar la iunspiración que necesitaba para centrarse en las naciones y ciudades con Puertas Juradas primero.[9]

Localizaciones de las Puertas Juradas

El primero en responder

Con esto decidido, Dalinar organizó un pequeño grupo para ayudarlo: Aladar y su hija May, Navani, Kalami, Teshav Khal, y dos de las discípulas senior de Teshav. El primer gobernante al que llegaron por vía vinculacaña fue Yanagawn, el emperador de Makabak y rey de Azir. Él y sus consejeros, reacios y obviamente sospechando de Dalinar, rechazaron toda invitación de visitar Urithiru y cortaron bruscamente la comunicación cuando Dalinar empezó a hablar de forma más agresiva. La reina Fen de Thaylenah en persona fue la siguiente en conversar con el grupo, preguntando directamente por las verdaderas intenciones de Dalinar. También rechazó ir a Urithiru e incluso rechazó la oferta de Dalinar de enviar tropas alezi para ayudar a reconstruir Ciudad Thaylen tras la destrucci´n provocada por la tormenta eterna.[11] El equipó habló con la reina Fen y los azishianos sin conseguir avances.[12] También se acercaron a los gobernantes de Yezier y Tashikk pero fueron rechazados. Sin embargo, el rey Taravangian envió un mensaje aceptando su invitación y diciendo que haría que uno de sus Radiantes llegase a través de la Puerta Jurada de Jah Keved.[11] La reina de Iri respondió por escrito un día a Dalinar e informó de que el triunvirato gobernante había deciddio alinearse con los Portadores del Vacío. Postuando que los Kholin habían robado la armadura esquirlada de Evi, se negó categóricamente a escuchar a Dalinar a no ser que quisiera devolver la armadura.[13]

Aparte de estos monarcas, el grupo de Dalinar llegó a otros cuantos. Ni Marabezia ni Rira respondieron; Babazarnam fue evasiva; los otros estados Makabaki estaban esperando que Azir decidiera; Shinovar envió saludos pero no una respuesta real; y las Islas Reshi y otros estados pequeños realmente no tenían un regente con quien contactar. Los Herdazianos no confiaron en Dalinar, y los escribas Tukari tardaron en hacerle llegar el mensaje a su rey-dios, Tezim.[12] Nueva Natanan también fue esquiva al principio pero más adelante se mostró más cercana.[12][14]

¡Bah! ¡¡Necios, idiotas! ¡Tormentosos ojos claros y su política de la Condenación!

—Un frustrado Dalinar[11]

Taravangian y su comitiva fueron los primeros en visitar Urithiru. Cuando Dalinar fue forzado a admitir que hasta el momento había fracasado al intentar reclutar a otras naciones, Taravangian asumió que Dalinar trataría de conquistarlas por la fuerza. Se preparó para ayudar, a pesar de las explicaciones de Dalinar de que pretendía usar la diplomacia.[12] Con la presencia de Taravangian en la torre, Dalinar organizó una reunión para discutir cómo expandir la coalición, enfocándose en Thaylenah y Azir como sus aliados más importantes. Dalinar dedujo por lo que sabía de los movimientos del enemigo que estaban de hecho tratando de capturar las Puertas Juradas y predijo que atacarían Azir o Jah Keved a continuación.[15] Después de que la reunión fuese interrumpida, el grupo recibió la respuesta decisiva de Azir: una resolución de sellar y destruir su Puerta Jurada. Teshav contactó con la reina Fen de nuevo a petición de Dalinar, pero la reina también rechazó unirse.[14]

Visiones

Yanagawn: "Combatíamos juntos. "
Dalinar: "¿Cómo si no podríamos haber resistido? Combatir la Desoalción en solitario habría sido de locos. "

―En la visión del Padre Tormenta[16]

Dalinar descubrió que el Padre Tormenta podía traer a otros a las visiones de Honor para reunirse con él,[14] resultando en una serie de entrevistas cara a cara con algunos de los reacios monarcas. Trajo a la reina Fen a la visión de la lluvia de estrellas, y cuando ambos hablaron, Fen explicó su desconfianza hacia Dalinar, haciendo un paralelismo con Sadees. esto provocó que Dalinar explotase; su pasión comenzó a convencerla de una forma que sus anteriores esfuerzos diplomáticos no habían hecho, y entonces vio que estaba empezando a hacer avances con ellas.[17] De hecho, pidió visitar una visión diferente ella misma en la próxima alta tormenta.[18]

Dalinar se reunió con Yanagawn a continuación em la visión del día de la Traición. Él, también, temía a Dalinar principalmente por las acciones de Sadees en el pasado. Dalinar contrarrestó sus argumentos, pero la conversación acabó prematuramente con la llegada inexplicable de Lift.[16] Llevó a Yanagawn allí de nuevo durante otra alta tormenta, y tuvieron una conversación franca sobre la opinión de los visires sobre Dalinar y Yanagawn sintiendose como una marioneta en sus manos.[19] Yanagawn se fue, pero entonces Odium apareció en la visión para hablar con Dalinar. Habiendo espiado esa conversación, Lift apareció al final y le dijo que ella misma iría a convencer a Yanagawn de visitar Urithiru.[20]

Thaylenah y Azir

La reina Fen acordó dejar a Dalinar, Taravangian, y una pequeña compañía de Urithiru activar la Puerta Jurada de Ciudad Thaylen y visitar el lugar.[21] Al darse cuenta de que aunque estaba progresando con la propia Fen, también tendría que ganarse a las otras facciones influyentes de la cuidad, Dalinar organizó un duelo con el hijo de la reina. Permitió al joven apuñalarlo, curando la herida con luz tormentosa y proclamando ante el público que los observaba que realmente había ido con intenciones diplomáticas. Sin embargo, fue su labor de reconstruir el Templo de Talenelat y la curación de un rápidamente convocado Renarin lo que finalmente convenció a Fen de unirse a la coalición.[22]

Fen también le dio a Dalinar algun consejo sobre cómo acercarse a los azishianos. A sugerencia suya, él fue a Azimir solo, armado solo con una serie de escritos suyos, de Navani y de Jasnah en el que cada uno presentaba un argumento distinto.[23] Yanagawn y los visires se impresionaron mucho por los ensayos; no solo acordaron visitar Urithiru, sino que también acordaron llevar consigo a tantos representantes de sus estados miembros como pudieran.[24] Taravangian los llevó a dar una vuelta por Urithiru y recibió de ellos una promesa de regresar para volver a discutir sobre unirse a la coalición.[25]

Esfuerzos bélicos (1174 - 1175)

No sé de ninguna otra conferencia como esta en la historia de Roshar. Quizá fueran habituales en los tiempos de los Caballeros Radiantes, pero sabemos a ciencia cierta que no ha sucedido nada similar desde la Traición.

Navani comenzando la primera reunión[26]

Primera reunión de Monarcas

En la primera reunión de monarcas en Urithiru, Navani pidió que cada uno llevase su propia silla al encuentro como símbolo de igualdad y de llevar sabiduría a la reunión. Los gobernantes y dignatarios que asistieron fueron: Dalinar y Navani, como fundadores de la coalición y gobernantes de Urithiru; la reina alezi Jasnah Kholin; Yanagawn, el Supremo de Azir; Vexil el Sabio, supremo de Emul; Ashno de Sages; la princesa de Yezier; el embajador de Tashikk; los altos príncipes de Alezkar; la reina Fen de Thaylenah; Taravangian; y Au-nak, el embajador natano. La mayoría de los Radiantes de las respectivas naciones asistieron, así como un grupo de personal de apoyo, escribas, intérpretes, guardias y familia.[26]

Dalinar le había pedido a Navani dirigir la reunión, así que esta trató de moderar la discusión cuando Emul empezó a pedir ayuda. La conversación derivó en discusiones sobre tarifas y luego se enfocó en aprehensión por los poderes emergentes de los Radiantes. Ialai Sadeas hizo que pareciera que los alezi pretendían invadir Shinovar, tras lo cual la discusión se convirtió en un intercambio caótico. Tratando de recuperar el orden, Navani se acercó a Yanagawn y le preguntó cuál pensaba que era la fuerza de su reino. Al oír su respuesta--sus leyes--asignó a los azishianos la misión de elaborar las leyes para regular las interacciones entre las naciones de la coalición. Cuando la reina Fen se opuso, Navani explicó que debido a la maestría de los thayleños en el comercio y la distribución ellos debían ser quienes regulasen el comercio a través de las Puertas Juradas. Los alezi, dijo, supervisarían los aspectos militares de la coalición. Decidieron asegurar primero las tierras que aún poseían antes de tratar de recuperar nada más. Taravangian, preocupado por que el enemigo se estuviera dirigiendo a Jah Keved, se aseguró de que los alezi mandarían tropas a defender la ciudad. Dalinar pidió que otra nación mandase tropas también, como muestra de solidaridad, y Azir aceptó. Navani propuso hacer un descanso en ese momento, y los distintos grupos sonaron mucho más entusiasmados al habalr entre sí.[26]

Disolución

Lo he hecho. Los he unido, Padre Tormenta. He cumplido mi juramento y he juntado a los hombres en vez de dividirlos.

—Dalinar[27]

El propio Dalinar fue a Vedenar para estudiar la situación antes de enviar tropas, pero sufrió una crisis personal durante la visita que lo llevó a aislarse durante unos pocos días.[28] Durante este tiempo, la coalición tuvo varias reuniones más. El día que la coalición se reunió para discutir el envío de tropas a Jah Keved, los otros miembros le dijeron a Taravangian que no se le necesitaba en la reunión. Él se reunió con Dalinar, y juntos llegaron tarde a la reunión en la galería de mapas. Aladar, que estaba dirigiendo la reunión, explicó los planes que habían realizado hasta el momento. Dalinar se dio cuenta de que estaban cometiendo un error al asumir que las fuerzas de Odium' se movilizarían contra Jah Keved. Persuadió a los otros de que el verdadero objetivo era Ciudad Thaylen. El hijo de Fen señaló que necesitarían su propia flota de barcos, y no solo una fuerza de infantería, para tomar la ciudad; así que realizaron un plan para que barcos veden adicionales fueran tripulados por navegantes tashikki y la mejores tropas alezi.[29]

La siguiente reunión se produjo en el templo de Talenelat en la propia Ciudad Thaylen. El grupo habló del estado de su flota naval y del resto de sus defensas en la ciudad. Alrededor de una hora tras el inicio de la reunión, un mensajero entregó unos papeles a Jasnah y las vinculacañas de todos empezaron a parpadear al recibir noticias de una nueva y más violenta de lo normal, tormenta eterna. Dalinar propuso un receso, pero rápidamente cada grupo habló de las preocupantes noticias que acababan de recibir. Había tres piezas de información que habían sido cuidadosamente filtradas por Taravangian y el Diagrama, todas incriminando a Dalinar o a su misión de formar la coalición de forma que atacase específicamente las sospechas latentes de cada grupo:

  • Los alezi y, aparentemente, el grupo de Taravangian recibieron un informe de los eruditos que trabajaban traduciendo el canto del alba; una sección traducida recientemente llamada Eila Stele reveló que los cantores eran los habitantes originales de Roshar ay los humanos los invasores.
  • Los thayleños recibieron que Elhokar había jurado lealtad a Dalinar como su emperador.
  • Los azishianos recibieron informes de dos reuniones de Dalinar en las que se había reunido y hablado con Odium.

La reunión se sumió en el caos, con la confianza de todos en Dalinar y el propósito tras la coalición rotos.[27]

Reformación

«Entonces, te das cuenta de que nos están manipulando.»


«Manipulando con la verdad, Kholin.»

Dalinar y la reina Fen[30]

Dalinar abandonó la reunión, incapaz de defenderse, y el resto permaneció un rato más para discutir la nueva información. Los azishianos decidieron abandonar la coalición, a pesar de estar de acuerdo con la observación de Jasnah: que todos los mensajes hubieran llegado a la vez durante la reunión parecía demasiado oportuno como para ser una coincidencia. Taravangian también decidió que abandonaría la coalición. La reina Fen reconoció que los thayleños aún necesitaban al ejército para ayudar a proteger la ciudad, así que optó por permanecer con él, aunque no estaba contenta con ello.[30] Antes de que la coalición pudiera disolver su flotilla y enviar sus barcos y marineros de vuelta a sus respectivos países, no obstante, el enemigo navegó bajo la cobertura de la tormenta eterna.[31] Los alezi y los thayleños defendieron con éxito Ciudad Thaylen de Odium y su ejército, debido en gran parte a los esfuerzos personales de Dalinar.[4]

El grupo azhisiano se embarcó antes de la llegada de la tormenta eterna, y se refugiaron en la Cala de Vtlar, recibieron noticias desde la ciudad diciendo que las fuerzas alezi se habían vuelto contra los thayleños. Esto los convenció durante un rato de que Dalinar realmente había sido influenciado por el enemigo, aunque los alezi en cuestión eran solo las tropas bajo el liderazgo de Amaram que habían sido corrompidas por Nergaoul.[32] Presumiblemente recibieron noticias tras el finde la batalla, pues se unieron al resto de la restaurada coalición en Urithiru algunos días más tarde, interesados en volver a unirse pero queriendo asegurarse de que Dalinar podría controlar a sus tropas antes de comprometerse.[33]

Taravangian se reunió con Dalinar tars la conclusión de la batalla de la Explanada Thayleña. Admitió que había abandonado la lucha pero pero argumentó que su decisión había sido tomada por el bien de Roshar, pue habría estado en la posición preferente para convertirse en líder de la coalición cuando Dalinar, lo que asumía inevitable, cayera.[34] Le confesó a Dalinar su rol en la serie de asesinatos que habían tenido lugar en el último año, una pequeña cantidad de honestidad calculada para recuperar la confianza de Dalinar y así poder permanecer en la coalición.[34][33]

La coalición, incluyendo Azir, que aún no se había comprometido oficialmente, se reunió en Urithiru varios días tras la batalla, y aquellos implicados en la planificación militar se reunieron para estudiar el mapa de Dalinar y Shallan. Tras resaltar las áreas amistosas, controladas por el enemigo y neutrales en distintos colores, los generales postularon que en ese momento Tu Bayla era lógicamente el próximo punto que invadir.[33]

Alianza con Herdaz

El mundo se vuelve cada vez más peligroso, y eso me lleva al eje principal de mi argumentación. Ya no podemos permitirnos seguir teniendo secretos entre nosotros.

—Lección de Navani sobre la mecánica de fabriales[35]

Durante el año siguiente, la coalición autorizó una expedición a Akinah para investigar los mitos que envolvían a la isla escondida así como para ver si podían desbloquear su Puerta Jurada. En el transcurso de la expedición, Rysn Ftori y Cuerda se toparon con un alijo de moldeadores de almas, de los cuales los thayleños recibieron cinco y los alezi tres.[36][37] El rey Ral-na visitó Urithiru, buscando consejo sobre su posición como Portador del Polvo.[38] Los avances en la investigación de fabriales, incluyendo un nuevo entendimiento del papel que podía tener el aluminio en las gemas vinculadas, llevó a nuevas invenciones.[39] Los Corredores el Viento se turnaron para vigilar a la flota desde el aire, y la coalición mantuvo el control sobre los mares del sur de Roshar tras una victoria decisiva de la armada thayleña.[38][6]

La coalición reconoció oficialmente a Dalinar como rey de Urithiru en respuesta a su renuncia de gobernar sobre cualquier monarca,[40] y organizaron más reuniones para planear la estrategia y compartir información--como la reunión en la que Navani dio una lección de mecánica fabrial.[35] Estuvieron de acuerdo en permitir que Taravangian continuase participando a pesar de su confesión sobre su papel en los asesinatos de los anteriores líderes azishianos porque pensaron que la amenaza que representaba Odium tenía más importancia que sus crímenes.[41]

Todo informe que llegó a la coalición durante ese tiempo indicó que Herdaz, que se enfrentaba a los ejércitos de Odium que tartaban de entrar en el país, estaba a punto de caer. Como parecía una causa perdida, la coalición declinó acudir en su ayuda; sin embargo, la resistencia herdaziana prolongó su lucha mucho más de lo esperado y provocó un gran número de pérdidas antes de caer finalmente. La coalición recibió el mensaje de que el general, el Visón, estaba huyendo a Alezkar con otros refugiados herdazianos, así que enviaron a Kaladin a interceptarlo en Piedralar y entregarle una invitación para unirse a la coalición.[42] Al mismo tiempo, probaron su nuevo invento, el Cuarto Puente, haciendo que volase hasta Piedralar y y haciendo que subiera toda la población de aldeanos y refugiados para llevarlos de vuelta a Urithiru.[39]

Dalinar se acercó de forma privada al Visón antes de invitarlo a la reunión de monarcas, mostrándole un mapa tridimensional de Roshar y preguntándole su opinión sobre donde realizar la ofensiva. El Visón advirtió encarecidamente sobre tratar de recuperar Alezkar, señalando en su lugar a Emul donde la coalición podría tener una victoria decisiva y reabastecerse en las tierras de uno de los miembros. Jasnah estuvo de acuerdo con su consejo, añadiendo que necesitaban una base fuerte en Makabak antes de su inevitable lidia con Shinovar.[6]

Su majestad está siendo presa de un tormentoso pasmo. ¿Cuándo fue la última vez que todos nosotros estuvimos de acuerdo en algo?

Fen votando sobre la ofensiva Emuli[1]

En la reunión siguiente, Azir rápidamente estuvo de acuerdo con la ofensiva a Emul. Para sorpresa de todos, sin embargo, Taravangian se pronunció apoyando también la idea. La reina Fen añadió su aprobación, haciéndolo unánime. Acordaron que votarían sobre concederle a Herdaz un asiento en la coalición si su tiempo en Emul resultaba fructífero. Fen empezó a destacar planes futuros que que necesitarían hacer respecto a la armada y se le aseguró que recibiría apoyo de los Corredores del Viento. Después de que ella trajera a colación la falta de honorspren de la coalición, Sigzil propuso al idea de enviar un emisario a Integridad Duradera para renovar sus relaciones con ellos.[1] Asintiendo esa propuesta, la coalición rápidamente reunió un grupo liderado por representantes de distintas órdenes para viajar a Integridad Duradera: Adolin y Shallan, Godeke, Zu, y Arshqqam.[1][43]

Makabak oriental, incluyendo Emul

Traición

El grupo diplomático marchó a Integridad Duradera a través de una transferencia desde la Puerta Jurada a Shadesmar.[43] Algunos días más tarde, el ejército de la coalición fue transferido a Azimir para empezar la marcha sobre Emul.[44] Un día durante su avance, al final de la tormenta eterna, Odium apareció ante Taravangian y le mandó ordenar a su ejército estacar a la coalición. Habiendo usado el último año para ascender discretamente a determinados hombres y asegurándoles que Jah Keved estaría a salvo de la guerra, su ejército respondió inmediatamente. A los quince minutos, soldados alezi llegaron para arrestar a Taravangian.[45] La alianza de solados alezi y azishianos combatió a los veden, a los que se unieron algunos cantores y Fusionados, y ganó con relativa facilidad.[46] Aunque hubo intentos de quemar las reservas de suministros de la coalición y liberar a Taravangian, las advertencias de Dalinar previas a la traición aseguraron que estos intentos fueran interrumpidos. Los ejércitos de la coalición en el sur de Alezkar sufrieron muy pocas bajas, ayudados por la armada thayleña en su retirada a Karanak. Posteriormente la armada bloqueó a los barcos veden en sus puertos.[3]

Durante la batalla contra los veden, llegaron noticias al grupo de Azir sobre un ataque a Urithiru.[46] Recibieron informes, mayormente de Navani, de que los eruditos de Taravangian habían activado un dispositivo para inhibir el uso de luz tormentosa al mismo tiempo que un grupo separado colapsó los túneles bajo la torre. Acampados en Laqqi, los monarcas decidieron continuar con su misión en Emul mientras esperaban noticias más específicas de Urithiru. Como los exploradores Corredores del Viento no podían atravesar la barrera sin arriesgarse a ser heridos y tenían que confiar únicamente en mensajeros que salían a informar a pie, Dalinar ordenó a Sigzil enviar un grupo clandestino de exploradores para observar desde la distancia.[3]

Victoria en tres frentes

Las fuerzas de la coalición, bajo la dirección del Visón, empujaron al enemigo a la Cuenca del Drunmu. Al conceder a sus enemigos la posición elevada y el sol a la espalda, la coalición se aseguró de que el enemigo trataría de enfrentarse a ellos como un ejército, creyendo que podrían ganar, en lugar de retirarse a la cobertura de ciudades y edificios. Los cantores desplegaron cuarenta mil soldados, pero la coalición fue capaz de enfrentarse a ellos con aún mayores números. Combatieron durante nueve horas, saliendo victoriosa la coalición. El Visón estimó que deberían hacerse con una o dos victorias de la misma magnitud para poder decir que estaban ganando la guerra, pero esa primera batalla había roto el núcleo de la fuerza enemiga.[47]

Tras varias batallas más, la coalición ganó Emul.[5] Tras su victoria allí, dirigieron su atención hacia el problema de recuperar Urithiru. Jasnah estaba convencida de que debían dar por perdida la torre, pero Yanagawn y Dalinar estaban unidos en su comprensión de lo importante que era para su causa. Dalinar, con el acuerdo reticente de los otros dos, decidió ir a Tukar para tratar de recultar a Ishar.[48] Aunque fracasaron en reclutar al Heraldo, en un momento de claridad provocado por que Navani se vinculase con El Hermano en Urithiru, Ishar invitó a Dalinar a reunirse con él en Shinovar. Allí, el esperaba que Dalinar pudiera restaurar su cordura para así ayudar a Dalinar a aprender sobre sus habilidades y poder derrotar a Odium.[7]

Durante el transcurso de la ocupación de Urithiru, Navani Kholin eligió trabajar con la fusionada Rabeniel. Buscaban una respuesta a la existencia de la antiluz, la cual Navani creía que permitiría a la coalición derrotar a Odium.[49][50] Con el exitoso descubrimiento de Navani de la antiluz del vacío, Rabeniel fue capaz de usar el mismo método para desarrollar antiluz tormentosa.[51] De esta manera, Rabeniel alcanzó su objetivo de encontrar una forma d acabar la guerra de una vez por todas y simultáneamente dio ambos bandos un arma muy superior.[50][8]

Mientras los conflictos en Emul y Urithiru continuaban, la misión diplomática a Integridad Duradera se enfrentó a sus propios obstáculos. Adolin, Shallan, Patrón, y Mayalaran fueron los únicos a los que se permitió entrar a la fortaleza, donde Adolin aceptó un juicio frente a los honorspren para demostrarles que los humanos modernos eran dignos de vincularse.[52] El alto p`ríncipe encontro una fisura en la sociedad de los honorspren, pues no todos ellos se oponían a ayudar a los humanos.[53] Al final, la revelación de Maya de que los ojosmuertos habían elegido junto a sus Radiantes abandonar sus juramentos refutó la afirmación de los spren de que los humanos eran asesinos y traidores.[54] Aunque este argumento no convenció a toda la población,[54] había un nuevo grupo dispuesto a viajar a Urithiru para buscar a nuevos humanos en la coalición con quien vincularse.[55]

Ha llegado el momento de un verdadero acuerdo. Un verdadero final. ¿No te parece?

Odium estaba lo bastante asustado tanto de la victoria de la coalición en Urithiru como del viaje de Dalinar para visitar a Ishar que se acercó a Dalinar par establecer los términos de un duelo de campeones. La Esquirla leyó el contrato que Hoid había preparado y dejado a Dalinar, pero reaccionó con enfado al ver la mano de Hoid en él. Explicando que era literalmente incapaz de cumplir con ciertos términos, Odium propuso una variación en la cual sería liberado del sistema roshariano si ganaba. Dalinar decidió confiar en Hoid y por tanto declinó su propuesta; con prisa por establecerlo, Odium accedió y aceptó permanecer en el sistema si Dalinar se convertía en Fusionado en caso de que perdiera. Dándose cuenta de que el compromiso que hacía implicaría a toda la coalición pero incapaz de que nadie más lo llevara a cabo, Dalinar aceptó los términos y dispuso la fecha del evento el décimo día del próximo mes.[8] Como había decidido ser su propio campeón, decidió enviar a un grupo a Shinovar para reunirse con Ishar y ayudarle a recuperar su mente para que pudiera ayudar a Dalinar. En el tiempo que quedaba hasta el duelo, la coalición necesitaría defender sus tierras hasta que las fronteras fueran delimitadas con el cumplimiento del contrato.[56]

Estructura interna

Durante las primeras reuniones de la coalición de monarcas, Dalinar, Navani, u otros oficiales alezi dirigieron la sesión.[26][29] Más tarde, Noura empieza a dirigirlas en lugar de los Kholin, pues tiene una forma de actuar tranquila que todos respetan.[1] La primera reunión es especialmente caótica y propensa a la discusión, necesitando una gran moderación por parte de Navani. Dándose cuenta de que las reuniones necesitan una mayor estructura, Navani pide a los azishianos hacer un borrador con leyes que regulen la interacción entre las naciones.[26] Esto acaba resultando en un sistema mucho más organizado en el que cada nación representada tiene un voto para cada tema, con Azir y sus estados miembros unidos como un único estado. El número total de votos asciende a cinco cuando la organización reconoce officialmente a Urithiru como una nación miembro diferente con Dalinar como su rey, concediendo a Dalinar y Jasnah asientos separados en el consejo.[40][1] El número vuelve a cuatro tras la traición de Taravangian y la retirada de Jah Keved de la coalición, pero los estados miembros están considerando incluir a Herdaz como miembro oficial tras la inestimable ayuda del Visón para retomar Emul. Parece que la coalición requiere unanimidad antes de proceder con una propuesta.[1][48]

Recursos

Sin la torre, su coalición se desintegrará, ya que no podrán desplegar apoyos a través de las Puertas Juradas.

La coalición tiene muchos recursos a su disposición. Su cuartel general, Urithiru, es de vital importancia tanto porque provee un hogar a los ciudadanos desplazados de los países capturados por Odium como por sus Puertas Juradas que llevan a varias partes del continente.[10][58] La coalición usa sus Puertas Juradas para desplazar a su ejército y reabastecer sus puntos más apartados con mayor facilidad.[6][43][44] Cada miembro contribuye con su propio recurso especial. Por ejemplo, Jah Keved provee sus altamente reconocidos cirujanos.[34] Los thayleños usan su maestría naval para controlar los mares del sur de Roshar para la coalición, mientras los alezi despliegan un ejército impresionante y vuelven las fuerzas azishianas combatientes efectivos.[6][46] Los Caballeros Radiantes, en su mayor parte aliados con al coalición, aportan muchas ventajas a la coalición con su uso de la luz tormentosa. son capaces de curar, proveer de comida moldeada, y combatir, entre otras habilidades.[59][58][43] Dalinar y Shallan son capaces de combinar sus poderes para crear un mapa tridimiensional de Roshar que ayuda a la planificación militar. Puede ampliarse y se actualiza con cada alta tormenta para incluir nueva información que el Padre Tormenta puede ver a su paso por el continente respecto a número y posición de las tropas.[6]

Liderados por Navani Kholin, los eruditos e ingenieros de la coalición han hecho grandes avances y descubrimientos en cuanto a tecnología fabrial y otras investigaciones específicas. Algunas de sus invenciones usadas más frecuente mente son el Cuarto Puente y las plataformas flotantes que otorgan un punto ventajoso en el campo de batalla,[39][46] aunque otras invenciones más pequeños como los doloriales o los dispositivos de ascenso personal hablan de sus continuo desarrollo en los laboratorios.[1][60] La propia Navani es instrumental en el descubrimiento de la antiluz del Vacío, la cual permitiría a la coalición matar a los Fusionados y otros enemigos permanentemente.[51]

Política

Política Interna

Sospecho que todos los monarcas de esta sala querrán saber que siguen teniendo permitido guardar sus secretos de estado. Esto es una alianza, no una boda.

A pesar de que la mayoría de las naciones de Roshar están de acuerdo en la necesidad de enfrentarse a las fuerzas de cantores y Fusionados de Odium, muchos se resisten inicialmente a unirse a la coalición pro su desconfianza hacia los alezi y por la reputación personal de Dalinar.[11][17][16] Estas sospechas se suavizan con el tiempo, pero vuelven a aparecer cuando Taravangian usa filtraciones dirigidas de información para desmantelar la coalición justo antes de la batalla de la Explanada Thayleña.[27]

Las naciones dela coalición siguen mostrándose reacias a compartir secretos a pesar de las peticiones de los otros miembros, como demuestra la determinación de los thayleños de permanecer en soilencio respecto al método que utiliza el Gremio Vriztl para transferir luz tormentosa entre gemas.[61][35] Incluso ante la amenaza de una muerte inminente, los thayleños siguyen sospechando de una trampa elaborada y solo comparten el conocimiento a regañadientes.[62] Las naciones tienen más éxito para colaborar militarmente.[29][46]

Los diferentes métodos de gobierno de las naciones también crean disconformidad. A Dalinar en particular le desagrada la cantidad de burocracia de los gobiernos thayleño y azishiano, aunque Jasnah ve las virtudes de los distintos sistemas y anticipa ser la última monarca alezi.[3] Trabajar juntos y ser expuestos a las diferentes culturas tiene el efecto de establecer puentes entre las mentes y perspectivas de los respectivos gobernantes, y el aprecio que ganan por trabajar muy conjuntamente les hace empezar a respetar las opiniones del resto aún cuando no están de acuerdo.[48]

La guerra de propaganda del Diagrama

Dalinar sería el primero en decirte que, cuando tu adversario empieza a levantarse, debes reaccionar rápido y aplastarle las rodillas. Así se agachará y te ofrecerá su cráneo.

Siguiendo las indicaciones del Diagrama, que cree son instrucciones para acabar con Dalinar, Taravangian se da cuenta de que debe actuar cuando parece claro que Dalinar de su crisis personal causada por el regreso de sus recuerdos. Su grupo recoge laboriosamente investigaciones históricas y secretos modernos convirtiéndolos en pruebas incriminatorias contra Dalinar. Usan las características personales y culturales de cada nación miembro para reunir un conjunto de información diseñado para minar la confianza en Dalinar y en el propósito de la coalición, luego liberan la inforamción para que llegue a cada nación simultáneamente durante su reunión en Ciudad Thaylen.[29][27]

Elhokar se acerca a Dalinar al inicio de sus esfuerzos por llegar a las naciones y jura considerar a Dalinar como su alto rey. Dalinar acepta con reservas, sabiendo que será lo mejor para él aceptar la condición y ceder el papel de alto príncipe a Adolin.[11] Hace que Elhokar formalice el acuerdo antes de que marche en su misión a Kholinar pero, específicamente tras su fracaso allí, decide posponer el anuncio hasta tener noticias de Elhokar y Adolin de nuevo.[21][63] Este retraso le da a Taravangian la oportunidad de exponer su conocimiento sobre el incidente como arma contra Dalinar. Aunque Dalinar insiste en que es un «asunto interno alezi», la noticia hace saltar las alarmas de la reina Fen, cuyo principal miedo a unirse a la coalición es que fuese una tapadera de un plan alezi para crear un imperio mundial.[17][27]

Una preocupación importante de los alezi es que lo que sea que pasase en la Traición podría pasar de nuevo.[64][19] Aunque los alezi en su mayoría confían en Dalinar y sus motivos,es un enorme golpe para ellos recibir la traducción de Eila Stele y descubrir que los Portadores del Vacío originales eran, en realidad, humanos. este conocimiento proyecta una sombra sobre el derecho moral que creían tener para librar una guerra contra Odium en primer lugar. Produce un nuevo miedo, reiterado por Taravangian, de que podrían destruir Roshar con la Potenciación como ya hicieron con Ashyn.[27][30] Los alezi y el grupo de Jah Keved reciben el mismo fragmento de noticia, una táctica diseñada para esconder durante un tiempo el hecho de que Taravangian está detrás de las filtraciones de información.[27]

Los azishianos también temen repetir la Traición, pero tienen una profunda aprehensión hacia Dalinar tanto personalmente como descendiente de Sadees como por ser Potenciador, temiendop que destruirá su imperio y su cultura.[19] Creen que los antiguos Radiantes abandonaron la Potenciación por una razón y temen el resurgimiento de estos poderes.[26] En la reunión, Noura es perturbada con informes sobre dos visiones[20][65] que Dalinar aparentemente ha mantenido en secreto en las que habló con Odium y se le dijo que él, Dalinar, destruiría el mundo. Esto le confirma a ella y a los otros visires que Dalinar no es digno de confianza, pues habla con el enemigo a sus espaldas.[27]

Estas piezas de información hacen que la coalición se rompa,[27] pero la llegada inminente de la batalla de la Explanada Thayleña refuerza la necesidad de dicha coalición, y la snaciones vuelven a unirse tras la batalla.[33]

La traición de Taravangian

Debido a su fracaso para romper la coalición así como a la decisión de Szeth de seguir a Dalinar, Taravangian confiesa su papel en los asesinatos de Szeth a los líderes azishianos; esto tensa las relaciones entre las naciones de la coalición, pero están de acuerdo en cooperar debido a la inminente y terrible amenaza que Odium representa.[41] Taravangian, mientras tanto, hace un acuerdo con Odium en el cual promete servir a Odium a cambio de la seguridad de los habitantes de Kharbranth.[33]

En un momento privado entre ambos, Navani acusa a Taravangian a la cara de haber liberado el material que llevó a la ruptura de la coalición, y él no lo niega. Le revela en un momento de franqueza su ferviente convicción de que todo lo que hace es lo mejor para ayudar a la humanidad a sobrevivir. Navani coincide a regañadientes con su afirmación de que el antiguo rey veden, Hanavanar, nunca habría aceptado una alianza, así que no puede condenar sus acciones para hacerse con el trono. Aunque no está de acuerdo con muchas de las cosas que Taravangian ha hecho, ella y el restod ela coalicioón sienten que lo mejor que pueden hacer es seguir trabajando con él; temen que pueda estar trabajando deliberadamente con Odium, pero no pueden confirmar dicha sospecha.[1] Dalinar sospecha en privado de que Malata concediera al enemigo acceso a Urithiru durante la batalla de la Explanada Thayleña y, por tanto, sospechando también de Taravangian, se asegura de que haya tropas alezi en la frontera entre Alezkar y Jah Keved bpara no dejarlo expuesto a los ejércitos de Taravangian.[6]

Me niego a aceptar que hemos perdido. Ese es el problema de tu forma de ver el mundo, Taravangian. Te rendiste antes de que la batalla empezara.

Antes de marcharse a Emul, Taravangian desmantela oficialmente el Diagrama. Sabiendo que tendrá que ordenar a sus tropas atacar a la coalición, se preocupa por la seguridad de los miembros que añun se mantienen ceranos a él. También afirma que el propósito del Diagrama--la supervivencia de la humanidad--ha sido cumplido en su acuerdo con Odium.[67] La traición de Taravangian a la coalición es tanto el precio que tiene que pagar para cumplir con la parte final de su acuerdo como una cortina de humo diseñada para atraer la atención de la coalición lejos de un ataque separado que es lanzado simultáneamente a Urithiru.[67][46] Las fuerzas de Odium se dan cuenta de que tomar el control de la torre es un movimiento potencialmente decisivo contra el nexo de la coalición que les impediría usar las Puertas Juradas para llegar y abastecer a las distintas partes de Roshar.[57] Lanzan ambos ataques ocultos bajo el manto de la misma tormenta eterna.[67]

Tras la traición de Taravangian, Kharbranth se declara neutral en el conflicto, y Jah Keved se alinea con los cantores.[3]

Política Externa

Unas pocas naciones decidieron unirse a Odium, incluyendo Iri, que además de guardarle rencor a Dalinar ve esta decisión como una nueva forma para que El Único experimente,[15] y Jah Keved, que traiciona ala coalición para cumplir el apcto de Taravangian con Odium.[3] Los Rompedores del Cielo, que siguen casi uniformemente el liderazgo de Nale, apoyan activamente a Odium como el conquistador legítimo del sistema roshariano tras la muerte de Hono.[32] Los Portadores del Polvo a menudo se burlan de las órdenes desafiando a la coalición;[6] tienen una tenue lealtad al grupo que los hace poco fiables, pues parte de su filosofía los deja más abiertos que otras órdenes a causas como el Diagrama.[68][43] Esta es la razón por la que Lopen anima a Ral-na a hablar con Dalinar directamente, en lugar de con los otros Portadores del Polvo, cuando visita Urithiru.[38] Otras órdenes Radiantes cuentan con miembros alineados con la coalición que contribuyen a sus esfuerzos lo mejor que pueden.[39][69][37][70]

Los Insomnes y los Sangre Espectral no han apoyado abiertamente a Odium, pero están inmersos en sus propios dilemas y tampoco ayudan a la coalición .[37][47] De igual manera, los oyentes que escaparon de Narak tras su rechazo a adoptar la forma tormenta y construyeron un nuevo hogar en las Llanuras Quebradas prefieren mantenerse neutrales en cuanto al conflicto, buscando solo su propia soberanía.[71][72][55]

Duelo de campeones

Sagaz: "El combate no consistirá solo en quién sepa clavar más fuerte una lanza. "
Jasnah: "¿En qué consistirá, entonces? "
Sagaz: "En lo mismo en que consiste todo siempre, Jasnah. En los corazones de los hombres y las mujeres. "

[5]

Honor primero sugiere a Dalinar en sus visiones que la mejor oportunidad de derrotar a Odium es un duelo entre un campeón escogido por Odium y otro elegido por quienes se oponen a él.[73] El Padre Tormenta está de acuerdo con esto, explicando que Odium lo verá como una situación que en el peor de los coasos solo le hará perder tiempo.[13] Odium está de acuerdo con realizar el duelo durante la batalla de la Explanada Thayleña, pero él y Dalinar no acuerdan los términos en ese momento.[74] Durante la campaña de la coalición en Emul, Hoid aconseja a Dalinar que Odium no se acercará a él apra fijar los términos hasta que la coalición le haga temer que podría perder la guerra.[3] Renarin confirma esto cuando tiene la oportunidad en el campamento en Laqqi de hablarle a Dalinar sobre su visión más reciente.[75]

Mientras tanto, Hoid para que Dalinar se lo presente a la Esquirla en el que se esfuerza para hacer que Odium no gane, incluso aunque no pierda.[5] Jasnah se acerca a otros monarcas de la coalición y hace algún avance al conseguir su aprobación del contrato.[48] Al final, cuando Odium se acerca a Dalinar, Dalinar se encuentra con que debe enfrentarse a negociar con él solo. Odium afirma que es incapaz de cumplir con algunas de las condiciones que Hoid ha incluido en el contrato, pero, tras algo de regateo, acuerdan una serie de términos: El décimo día del próximo mes, ambos escogerán un campeón voluntario, al que se le permitirá subir a lo alto de Urithiru—sin ser dañado por cualquiera de los bandos—para luchar hasta la muerte. Si el campeón de Dalinar gana, Odium devolverá Alezkar y Herdaz a la coalición, cumpliendo el juramento de Dalinar al Visón. Si el campeón de Odium gana, conservaría ambas naciones y Dalinar debería servir a sus intereses por el Cosmere como Fusionado. En cualquier caso, Odium permanecería atado al sistema roshariano, pero conservaría el resto de tierras que hubiese conquistado y podría enviar a sus agentes por todo el Cosmere, y ambos líderes deberán velar por mantener la paz tan bien como puedan.[8] Además, al menos algunas de de las protecciones que incluyó Hoid en la propuesta inicial de Dalinar parecen tener efecto.[76]

Aspecto militar

Hubo una época en que la táctica militar podía basarse en romper las posiciones enemigas con el suficiente esfuerzo. Con las suficientes vidas. Pero ¿qué haces cuando no hay acometida, no hay las suficientes cargas valerosas, que te ganen la posición que necesitas?

Hoid durante una batalla en Emul[47]

Los alezi supervisan las operaciones militares de la coalición, con el propio Dalinar actuando como comandante en jefe.[26][33] Sin embargo, cuando Herdaz cae finalmente ante el enemigo, la coalición recluta al Visón;[42] al darse cuenta de que necesita perseguir sus habilidades de Forjador de Vínculos, Dalinar empieza a retirarse, confiando fuertemente en el Visón para dirigir sus operaciones militares.[3] El mapa tridimensional de Dalinar y Shallan es, no obstante, la herramienta más usada por la coalición en la planificación militar con diferencia.[6] De forma similar, las Puertas Juradas de Urithiru son de una importancia estratégica militar monumental. Con portales llevando a las distintas partes de Roshar, las Puertas Juradas permiten movilizar tropas y suministros a las zonas que los necesiten rápidamente.[57]

Las naciones de la coalición aportan diferentes fuerzas al grupo y son capaces de combinarlas de forma innovadora y efectiva. Cuando se enfrentan a la invasión inminente de Ciudad Thaylen, reúnen una pequeña armada compuesta por barcos veden tripulados por marineros tashikki y algunas de las mejores tropas alezi.[29] Combinando la disciplina de la infantería azishiana con la flexibilidad y táctiacs especiales de los alezi se crea un ejército poderoso que son capaces de usar un año después en su campaña en Emul.[46] Los Fusionados, que no han librado guerras en Roshar desde que al caballería se ha vuelto algo común, son lentos en reaccionar en una forma que contrarreste su uso. Esto da a la coalición una ventaja, a pesar de que los Fusionados se adaptan muy bien a la guerra moderna de otras maneras. Hoid, de hecho, prevé un tiempo próximo en el que las tácticas que aún usa la coalición--aquellas pertenecientes a hombres sin acceso a la Potenciación--quedarán obsoletas debido a la plétora de los nuevos poderes que están apareciendo en Roshar.[47]

La coalición tiene una armada que consiste principalmente en barcos que el enemigo no robó de Thaylenah y unas pocas naves que han construido desde entonces. Los thayleños logran defender los mares de la coalición de una incursión, resultando en un punto muerto en que la coalición controla las Profundidades Meridionales mientras las fuerzas de Odium controlan los mares en el norte de Roshar.[6] Tras la traición de Taravangian, la armada de la coalición ayuda a la retirada general de las tropas del sur de Alezkar y bloquea todas las naves de Jah Keved en sus puertos.[3]

Las fuerzas militares de la coalición dependen mucho de las habilidades de los potenciadores. Danzantes del Filo y Vigilantes de la Verdad proveen apoyo médico tanto en las batallas como lejos de los frentes, mientras que los Corredores del Viento hacen la mayor parte del combate, enfrentándose a los [[|Shanay-im|Celestiales]] y Rompedores del Cielo enemigos.[59][46] Los Corredores del Viento también actúan como exploradores de la coalición, a menudo vigilando movimientos enemigos y patrullando alrededor de Urithiru o a lo largo de las fronteras y costas de la coalición.[6][1][77] Así mismo, los Corredores del Viento son utilizados cuando se necesita desplazar a un grupo pequeño de personas rápidamente a un lugar.[37][7] Los Tejedores de Luz aspiran a actuar como espías de la coalición, aunque su habilidad de moldear es también importante en tanto que puede alimentar a un ejército sin enfrentarse al inevitable peligro al que se enfrentan los moldeadores de almas.[43]

Miembros

Notas

  1. a b c d e f g h i j k l El ritmo de la guerra capítulo 19#
  2. El ritmo de la guerra capítulo 1 Epígrafe#
  3. a b c d e f g h i El ritmo de la guerra capítulo 50#
  4. a b Juramentada capítulo 120#
  5. a b c d El ritmo de la guerra capítulo 99#
  6. a b c d e f g h i j k El ritmo de la guerra capítulo 17#
  7. a b c El ritmo de la guerra capítulo 111#
  8. a b c d e El ritmo de la guerra capítulo 112#
  9. a b Juramentada capítulo 8#
  10. a b Juramentada capítulo 1#
  11. a b c d e Juramentada capítulo 12#
  12. a b c d Juramentada capítulo 24#
  13. a b Juramentada capítulo 16#
  14. a b c Juramentada capítulo 28#
  15. a b Juramentada capítulo 27#
  16. a b c Juramentada capítulo 42#
  17. a b c Juramentada capítulo 34#
  18. Juramentada capítulo 50#
  19. a b c Juramentada capítulo 56#
  20. a b Juramentada capítulo 57#
  21. a b Juramentada capítulo 58#
  22. Juramentada capítulo 59#
  23. Juramentada capítulo 64#
  24. Juramentada capítulo 65#
  25. Juramentada capítulo 86#
  26. a b c d e f g Juramentada capítulo 96#
  27. a b c d e f g h i Juramentada capítulo 111#
  28. Juramentada capítulo 100#
  29. a b c d e f g Juramentada capítulo 107#
  30. a b c Juramentada capítulo 113#
  31. Juramentada capítulo 115#
  32. a b Juramentada capítulo 116#
  33. a b c d e f Juramentada capítulo 122#
  34. a b c Juramentada capítulo 121#
  35. a b c El ritmo de la guerra capítulo 19 Epígrafe#
  36. Esquirla del Amanecer (novella) epílogo#
  37. a b c d El ritmo de la guerra capítulo 9#
  38. a b c Esquirla del Amanecer (novella) capítulo 3#
  39. a b c d El ritmo de la guerra capítulo 3#
  40. a b El ritmo de la guerra capítulo 10#
  41. a b El ritmo de la guerra capítulo 16#
  42. a b El ritmo de la guerra capítulo 2#
  43. a b c d e f El ritmo de la guerra capítulo 21#
  44. a b El ritmo de la guerra capítulo 27#
  45. El ritmo de la guerra interludio I-6#
  46. a b c d e f g h El ritmo de la guerra capítulo 47#
  47. a b c d El ritmo de la guerra capítulo 64#
  48. a b c d El ritmo de la guerra capítulo 101#
  49. El ritmo de la guerra capítulo 65#
  50. a b El ritmo de la guerra capítulo 76#
  51. a b El ritmo de la guerra capítulo 97#
  52. El ritmo de la guerra capítulo 36#
  53. El ritmo de la guerra capítulo 87#
  54. a b El ritmo de la guerra capítulo 94#
  55. a b El ritmo de la guerra capítulo 115#
  56. El ritmo de la guerra capítulo 116#
  57. a b c El ritmo de la guerra capítulo 14#
  58. a b El ritmo de la guerra capítulo 18#
  59. a b El ritmo de la guerra capítulo 5#
  60. El ritmo de la guerra capítulo 84#
  61. El ritmo de la guerra capítulo 4 Epígrafe#
  62. El ritmo de la guerra capítulo 42#
  63. Juramentada capítulo 104#
  64. Juramentada capítulo 38#
  65. Juramentada capítulo 109#
  66. El ritmo de la guerra capítulo 66#
  67. a b c El ritmo de la guerra interludio I-3#
  68. Juramentada interludio I-5#
  69. El ritmo de la guerra capítulo 6#
  70. El ritmo de la guerra capítulo 20#
  71. Palabras radiantes interludio I-11#
  72. El ritmo de la guerra capítulo 96#
  73. Palabras radiantes capítulo 4#
  74. Juramentada capítulo 117#
  75. El ritmo de la guerra capítulo 54#
  76. El ritmo de la guerra epílogo#
  77. El ritmo de la guerra capítulo 31#
A este artículo le falta información. Por favor, ayuda a The Coppermind a expandirla.

Recuerda que esto es una traducción del sitio oficial. Por lo tanto, podrás encontrar páginas en inglés si el artículo no ha sido traducido todavía. No te preocupes, que estamos trabajando para traer la versión al español a la mayor brevedad posible.

Si encuentras algún fallo, por favor, visita la siguiente página.